miércoles, 24 de septiembre de 2008

¡Esas nimiedades!

Hay ciertas pequeñeces que nos dan tanta satisfacción o cosas tan insignificantes que llegan a tomar una gran importancia para el momento. Hace tanto tiempo que no disfrutaba el caminar bajo la lluvia, sin preocuparme ni nada. ¡Ah que rico! ¡El desmadre sano acompañado de amigos y palomitas y películas!

¡Hoy no me bañé! ¡Bueno sí! ¡Bueno no!

Salí de mi casa desde muy temprano por la mañana, para ir a ver algunos "asuntos" de trabajo, pero como soy bien pinche masoquista y a pesar que sé que me debo levantar temprano me duermo bien pero bien tarde. Entonces como era de esperarse, pues me desperté tarde y a las 8 iban a pasar por mí.
Sólo 20 minutos para medio despertar, vestirse, lavarse los dientes, la cara y/o bañarse. Pero esto último decidí no hacerlo. Entonces bajé tomé medio vaso de leche fría y salí.

Creo que nunca antes en mi vida había bostezado tanto en tan poco tiempo. Como que no terminé de despertar muy bien y el sueño me vencía. ¡Y Saramago no fue conmigo!
Ya después sin mis "compromisos" tenía tiempo libre, pero flojera de llamar a alguien para ayudarme a perder el tiempo antes de irme a mi casa a comer. ¿Entonces? ¿qué hacer? Si hoy no vino Saramago en la bolsa, no vino mi cuaderno, no vino la compu, no vino nada, ni la bolsa pues. Solamente la cartera, las llaves, el teléfono, la Ak-47 y las tachas (Lo normal pues). Entonces ¿qué hacer? Pues nada, sólo una hora más. Caminar, pensar, sentarse, planear y todo, lo que nunca se hace. Algo así como mi momento de relajación y mi self-satisfaction de la que habla Rox pero mía de mi.

Ya después quería irme a comer a mi casa, aprovechando que fue uno de esos raros días en que sería mi mamá quien cocinaría. ¡Malditos! ¡Un bloqueo! ¡Hijos de su reputísima madre! Luego en mi mente y la de la mayoría de los oaxaqueños -¡Pinches maestros!- Pero esta vez eran taxistas. Total que no tuve tiempo de de llegar a mi casa y habría que tomar mejor el camión de regreso pues a las 4 ¡al trabajo! y ya eran casi las 3 y ¡ni madres había tiempo para ir a comer!

Soy muy suertudo creo, pues me encontré a la señora amiga de mi mamá (la del Age of Empires) batallando en el tráfico, iba para mi casa porque le dejó encargado su hijo a mi mamá, pero como no pudimos pasar y le dije que a las 4 debía trabajar y que moría de hambre por sólo traer en el estómago medio vaso de leche desde la mañana (en realidad no le dije todo eso, pero sí moría de hambre) pues me invitó a comer y la comida estaba comible y por $25 pesos no estaba nada mal.

Después llegué con super retraso al trabajo y me divertí como hace mucho tiempo no hacía, y no me estresé y seguía sin bañarme. Ya me cocinaba en mis jugos, sobre todo que tuve que correr 9 cuadras para no llegar aún más tarde, pero me valía y mis alumnos no dijeron nada, entonces está bien, ¡já! ¡'Che apestoso! ¡Pero no es mi culpa!

Y ya al final en Soriana no sabía decidirme si comprar las cosas para hacerle a mi hermano un pastel de 3 leches o no, ya que soy pobre y no aspiro a regalarle nada más mañana que es su cumple (ya le cocinaré mañana y que se conforme) Pues no me decidí y salí y llovía, y como toda la gente normal se esperaba a que parara, pero como soy muy desesperado y no traía libros que se pudieran mojar, ni nada así pues corrí, pero después caminaba más lento y ya después como si no lloviera ahí iba yo tranquilo y relajado y fue que vino el segundo momento relax del día, caminar bajo la lluvia durante más de una hora, prender un cigarrito y dejar de pensar que sigo desempleado, pobre y medio chipi.

Creo que esas pequeñas cositas dan tanto sentido a la vida que dan ganas de grabarlas pa' siempre y esos sentimientos también, recordarlos después es chido, musicalizarlos estaría poca madre. ¡Pos' ya! ¡Es todo!


PD.1. Después de todo sí hice el pastel ¡En buen momento se descompuso mi batidora! Cuando se me ocurre hacer un pastel. El mundo conspira en mi contra. Me duelen mis brazos, pero bato los huevos muy bien... Estem... ¡cof cof!
PD.2. Nunca te quedes con las ganas de hacer algo, ¡Hazlo!
PD.3. Raúl sigue "desaparecido" y ya lo extraño =( ¡Maldito! Si lees este post (que lo dudo) ojalá nunca tengas un amigo que sea igual a tí (jajaja chequen mi ardidez)
PD.3. La hice de costurero, o sastre o lo que sea, y después de 15 pinchazos, 2 carretes de hilo y 40 pesos de tela y calcetines terminé una bolsa pa'l super bien chafa chida.
PD.4. ¡Qué chido es mojarse! (Con la lluvia ¡of course claro! ¡Malpensados!)
PD.5 Hoy he escuchado rolas bien chidas
PD.6 Este post ni me gustó, pero pues ni modos.

7 comentarios:

Nelly dijo...

A mi si me gusto lo que escribiste, porque yo me imegino mojandome, y no puedo porque me muero (estoy enferma)....que rico!!! y si tienes razon hay que hacer las cosas que uno quiera y no pensar mucho en las consecuencias; bueno depende mucho de que quieren hacer....ya bañate :P o usa desodorante....mucho desorodante....quiro pastel!!!!!!!!

Abbita dijo...

Solamente la cartera, las llaves, el teléfono, la Ak-47 y las tachas (Lo normal pues) Jajajajaja!!! como me rei con esto!!! jajajajaja!!!

Que mal que no alcanzaste a ir a comer a tu casa, pero que bien que encontraste quien te ivitara a comer :)

Se me antojo el pastel de 3 leches, no me mandas uno para mi cumpleaños? jajajaja!!! asi o mas gorrona? :$

Que chido caminar bajo la lluvia, tambien se me antojo, asi bien rico, dejar que el agua te vaya mojando, ammmm ojala llueva pronto! jejeje!!!

saludos!

nerdest dijo...

yo tengo 3 semanas sin bañarme, y que digo?

y a mi me caga la lluvia


dame pastel :)

Cesar dijo...

Se me antojo el pastel, yo me baño diario eso de oler feo no me gusta mucho, jajaja en fin saludos wee no me prestaste el disco malvado ¬.¬ y pues al chiwa andaba en la escuela antier jajaja

Jobsky dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Jobsky dijo...

A mi me gusta caminar bajo la lluvia, ayer juge basquet bajo la lluvia y estuvo muy bien. Pero hoy creo que estoy por enfermarme y eso no esta nada bien.

Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.